Enviar Remedio  

Remedios Caseros - Quitar Moratones -

 

 

 

 

Cuando eramos pequeños, los golpes estaban al orden del día. Para evitar que nos llenáramos las piernas de moratones, tenian gran surtido de remedios tan eficaces como pintorescos. FRÍO, FRÍO Cuando recibimos un golpe, lo primero que hay que hacer es aplicar agua fría sobre la zona afectada o, mejor aún, un cubito de hielo envuelto en un paño de algodon fino o una gasa. El frío aliviara el dolor, hará bajar la hinchazón y evitar´ña que salga, unas horas después, el temido cardenal. PATATA RALLADA Despues de recibir estos "primeros auxilios" puedes aplicar sobre la zona afectada una cataplasma hecha a base de una buena cantidad de patata cruda rallada. Fijala con una gasa y una triras de esparadrapo y renuévala con frecuencia tantas veces como sea necesario. El fresco de la patata evitará las pequeñas hemorragias internas que dan a lugar a los moratones. Este remedio resulta también muy adecuado para evitar los ojos morados. LOCIÓN DE ORÉGANO Otro remedio muy utilizado, es la loción de orégano. Se prepara una infusión concentrada de orégano, deja que se enfríe y empapa una gasa con ella. Aplica sobre la zona contusionada varias veces al día.

 

Pág. Atras          Pág. Sigiente

Enviar Remedio